La Justicia aceptó el plan de pagos de la empresa Oil Combustibles

La empresa Oil Combustibles, adquirida por el grupo Ceibo al ex grupo Indalo del empresario Cristóbal López, informó ayer que la Justicia en lo comercial hizo lugar a una medida cautelar solicitada para protección y continuidad de sus actividades comerciales, luego de presentar una propuesta de pago y garantía de la deuda con la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip). La información llevó algo de calma a los 400 trabajadores de la refinería en la vecina localidad de San Lorenzo que tuvieron una demora en el cobro de los sueldos después de que la Corte Suprema rechazara el concurso de acreedores inicial.

El anuncio

“El Juzgado Nacional en lo Comercial de la Capital Federal N° 4, a cargo del Héctor Hugo Vitale, hizo lugar a la medida cautelar solicitada por Oil Combustibles S.A. en protección de la continuidad de sus actividades. Todo ello, hasta tanto la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial decida el recurso de apelación interpuesto por Oil”, informó ayer la compañía a través de un comunicado. “Con relación a la Afip, Oil Combustibles presentó una nueva Propuesta de Pago y Garantía que conlleva un pago que cancela el 35 por ciento de la deuda fiscal –unos $2.250.000.000– y el remanente a través del plan de pagos en cuotas para concursados previsto en la ley nacional N° 27.260”, señalaron desde la empresa. También aclararon que con la aceptación de esta nueva propuesta, anticipo y cuotas, la Afip aseguraría el recobro $10.000.000.000 de deuda fiscal contra Oil Combustibles.

La compañía reveló que en el marco del nuevo mercado liberado de petróleo ayer Oil Combustibles realizó la compra de 45 mil metros cúbicos de petróleo a la prestigiosa firma noruega Statoil, uno de los mayores abastecedores de petróleo crudo del mundo con actividades en más de 30 países. “Oil incorpora así un nuevo proveedor de gran magnitud”, señalaron desde la empresa.

“OP Investments ratifica su voluntad inquebrantable de llevar a cabo su plan estratégico, que permitirá el crecimiento y expansión del grupo Ceibo, proteger las fuentes de trabajo de sus más de 4 mil empleados y cumplir con la propuesta de pago de las deudas que mantiene con acreedores públicos y privados, entre ellos, con la Afip”, dijeron desde la compañía adquirida al ex Grupo Indalo.

Refinería de Oil en San Lorenzo

Fuente: El Ciudadano