Indignación

Casilda se movilizó ayer para pedir justicia por las víctimas del trágico accidente y exigir a la provincia que quite a la empresa Monticas la concesión del servicio de transporte interurbano de pasajeros que brinda en jurisdicción santafesina
Tras los reiterados reclamos de usuarios en busca de repuestas insatisfechas y que culminaron en una tragedia sin precedente en la región, una grupo muy numeroso de vecinos marcharon hacia le Terminal de Ómnibus de Casilda para exigir justicia y el retiro de la concesión a Monticas.
Más de 500 personas se concentraron en la terminal de ómnibus de la cabecera del departamento Caseros para reclamar el esclarecimiento al grito de “Monticas no va más”.
En un clima de consternación, recogimiento e indignación popular los manifestantes avanzaron hacia la boletería de la empresa para impedir que siga vendiendo boletos y “deje de recaudar al menos por respeto a los muertos”, exclamaban los manifestantes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.